La tercera fase fue un vuelco para el statu quo. El triple tanque y triple héroe de apoyo ha muerto o, al menos, tiene competencia. En lugar de superar a los mejores equipos del 3-3, el resto de la liga ha reflexionado para tratar de encontrar nuevas composiciones de héroes que encajen mejor con sus jugadores. Este periodo de experimentación ha conducido a la aparición de dos alineaciones de héroes rivales para el 3-3.

La primera, el 3-2-1 (Brigitte, Lúcio, Zenyatta, Reinhardt, Zarya y Sombra), ya era una composición de equipo habitual antes de la tercera fase, pero cobró relevancia a la fuerza por la dependencia y el éxito repentino de los NYXL con ella. La segunda, «SombrAna» (Ana, Brigitte, Lúcio, Reinhardt, Zarya y Sombra), se convirtió en una de las composiciones con mayor porcentaje de victorias de la liga tras la inesperada victoria de los Houston frente a los San Francisco en la segunda semana.

¿Qué aspecto tiene el cambio de metajuego desde el punto de vista de la utilización de héroes? Aquí lo tenéis:

El cambio de metajuego no se produce de la noche a la mañana ni de forma coherente o, siquiera, atractiva. Unos cuantos héroes del 3-3 entraron en declive a lo largo de la tercera fase, mientras que el uso de Sombra y Ana aumentó, pero cada día se vio una historia distinta, ya que todos los equipos trataron de hallar su identidad en el nuevo metajuego. Fue un proceso caótico, y los datos de utilización solo desvelan parte de la historia. Hay motivos por los que los equipos cambian sus estrategias y, principalmente, giran en torno a los triunfos y las derrotas. Vamos a echarle un vistazo también a lo bien que rindieron estas composiciones en cuanto a porcentajes de victoria en combates de equipo:

 win rate perspective
Porcentaje de victoria en combates de equipo con las tres composiciones más usadas en la tercera fase por día. El grosor de la línea se corresponde con el total de combates de equipo disputados con esa composición. Las secciones resaltadas indican áreas de ineficiencia del metajuego: altos índices de victoria para una composición específica.

Este gráfico exhibe los porcentajes de victoria en combates de equipo de las tres composiciones del metajuego (3-3, 3-2-1 y SombrAna) y, al mismo tiempo, la subida y el descenso de su utilización. El 3-3 comenzó con fuerza en cuanto a uso pero con un bajo índice de victoria; SombrAna apenas se empleaba al inicio de la fase; y el 3-2-1 se usaba a menudo y fue increíblemente efectivo al principio.

En la primera semana de la tercera fase, el 3-2-1 parecía estar aprovechándose de una ineficiencia del metajuego. En la zona marcada en azul del gráfico, la composición tenía una media del 55 % de porcentaje de victoria en combates de equipo, que luego bajó brevemente al 34 % el 8 de junio debido a que los Guangzhou y los Chengdu no obtuvieron buenos resultados con ella. Aún era la primera semana y, si consultamos el gráfico de porcentaje de uso, podemos ver que la utilización de Sombra no empezó a repuntar en toda la liga hasta la segunda semana, tras los primeros éxitos de equipos como los New York y los Paris.

Si avanzamos en el tiempo, observamos que en la tercera y la cuarta semana fue cuando SombrAna llegó a dominar, con un promedio de porcentaje de victoria en combates de equipo de alrededor del 54 % en un periodo de dos semanas en el que se explotaba una nueva ineficiencia del metajuego: la ausencia de D.Va. Como los NYXL popularizaron el 3-2-1 como opción viable, hubo, de repente, un descenso en el uso de D.Va* que abrió la puerta para que Ana se luciese. Esta situación llegó a un punto crítico el 27 de junio, cuando el 3-3 registró el peor índice de victoria en combates de equipo de la liga, gracias, en parte, a la desoladora derrota de los Shock contra los Hunters, que se impusieron al 3-3 de los Shock, principalmente, con SombrAna.

* A fecha de 20 de junio, el porcentaje de uso de D.Va había bajado del 50 %.

En las últimas semanas de la fase, ninguna de las tres composiciones se utilizó tanto como en su punto de mayor popularidad en el metajuego, y el 3-3 hasta recuperó su porcentaje de victoria en combates de equipo. No obstante, se debió, sobre todo, a que algunos equipos que no participarían en las eliminatorias, como los Reign, vencieron a otros conjuntos en la misma situación, como los Justice y los Defiant.

Ahora que nos aproximamos a las eliminatorias de la tercera fase, no veo estas tres composiciones como una terna de piedra, papel y tijera, sino, más bien, como tres tipos distintos de una misma arma, cada una de ellas más apropiada para un equipo y unos jugadores diferentes. Si tienes un equipo con un excelente jugador de Sombra, quizá puedas prescindir del 3-3. Si eres un equipo experto en el 3-3, como los Shock, probablemente te vaya bien de todos modos contra el 3-2-1 o SombrAna. Si cuentas con un especialista en Ana, como les ocurre a los Titans o los Valiant, puede que SombrAna sea tu mejor composición de héroes.

El metajuego actual no nos ha dejado una nueva composición dominante. En su lugar, ha propiciado algo poco habitual en la Overwatch League: opciones. Estoy deseando ver qué filosofía se impone este fin de semana.

Las eliminatorias de la tercera fase comienzan el viernes, 12 de julio, a las 03:00 CEST con el duelo entre los Outlaws y los Titans, seguido inmediatamente por el enfrentamiento entre los Dragons y los Excelsior. Podéis ver todos los encuentros de la temporada 2019 en directo y a la carta en overwatchleague.com, la aplicación de la Overwatch League, nuestro canal de Twitch, MLG.com y la aplicación de MLG.